Conectividad y tasa de rebote en el e-commerce

viernes, 10 julio , 2020 - Creado por: GotelGest.Net

Una e-commerce no puede sobrevivir con las visitas, necesita que los internautas realicen compras y para ello la tasa de rebote tienen que ser baja. ¿Qué es este concepto? Se refiere a los usuarios que entran a la página pero abandonan la web sin hacer ninguna acción. En este artículo te contamos cómo conseguir reducirla, no te pierdas nuestros consejos.

Un buen internet es primordial

Si vendes productos a través de una página web tendrás que contratar un buen internet. Por lo tanto, lo primero que debes hacer es definir tus necesidades, que dependerán fundamentalmente de cómo sea la web. Por ejemplo, un aspecto importante a estudiar es la velocidad de subida y bajada que se requiere para el buen funcionamiento. Una vez tengamos claras las necesidades, podemos ver qué conexiones ADSL o fibra tenemos disponibles en nuestra ubicación, entonces podremos adentrarnos en las diferentes empresas como Jazztel, Vodafone, Movistar… Si utilizamos un comparador de tarifas veremos de forma más rápida las ofertas de Jazztel, Yoigo, Pepephone y el resto de compañías telefónicas. Son cientos las empresas que se disputan los clientes con precios y servicios atractivos, además, las tarifas serán diferentes en Jazztel, Orange y otras empresas si eres autónomo o una Pyme.

Cuando hablamos de las necesidades de la empresa, también nos referimos a si además de la fibra o el ADSL se quiere contratar internet con móvil ilimitado, telefonía fija, varias líneas móviles, etc. Todo esto también se puede indicar a la hora de buscar la mejor oferta, muchos propietarios de e-commerce necesitan un buen internet en su móvil para solucionar incidentes a través de ese dispositivo. Las compañías telefónicas ofrecen tarifas móvil fusionadas con internet para las empresas, solo tienes que encontrar la que mejor precio tenga para tus necesidades.

Consejos para disminuir la tasa de rebote

A continuación te explicamos los principales motivos por los que la tasa de rebote es alta y cómo reducirla:

  • Velocidad de carga: nadie quiere comprar artículos en una web cuya velocidad es lenta. A menudo, subir muchas imágenes o elementos multimedia hace que la página sea pesada y puede no soportarlo. Como consecuencia, su velocidad de carga no es buena y los usuarios no resultan satisfechos.

 

  • Páginas que no se adaptan a diferentes dispositivos: ¿Cuántas veces has entrado en una página web con tu móvil y has tenido que ampliar para ver la información? Muchas webs no piensan en la adaptación a otros dispositivos, por lo que pierden posibles clientes.

 

  • No es una página intuitiva: una página tiene que ser intuitiva y hacer que la experiencia del usuario sea sencilla. Si no encontramos el catálogo de productos o los precios en un vistazo rápido, lo más seguro es que no se realicen compras.

Nuestros consejos para mejorar el índice de rebote son comprimir imágenes, limitar el número de plugins, alojarte en un servidor virtual privado, mejorar el diseño de la web y usar tácticas de marketing como sugerencias de otros productos similares. No te pierdas este manual de ecommerce para mejorar tus ventas.